Desde Junio del 2013, es obligatorio disponer de un certificado energético para poder alquiler o vender una vivienda. Pero, ¿qué es el certificado energético y qué información nos aporta?

¿Qué es el certificado energético?

El certificado energético nos informa sobre el consumo de energía y las emisiones de C02 que produce el inmueble.  El resultado del certificado energético es una etiqueta verde en la que se muestran las calificaciones de emisiones y consumo de energía de la vivienda. La etiqueta sigue una escala similar a la que encontramos en los electrodomésticos que va de la letra A a la letra G, siendo la letra A sinónimo de una vivienda más eficiente.

¿Cómo se determina?

Para poder determinar la calificación energética de la vivienda se tienen en cuenta múltiples factores: la orientación y situación de la vivienda, la iluminación (cuanta más luz natural disponga la vivienda, menor consumo energético), los materiales del inmueble o los sistemas de producción de energía del inmueble. En definitiva, se trata de poder comparar de un solo vistazo los consumos y emisiones de dos viviendas y así poder estimar los futuros gastos que llevan relacionados.

¿Qué incluye el certificado energético?

A la hora de solicitar un certificado energético, deberás asegurarte que en el precio del mismo se incluyan los siguientes elementos:

  • Visita del técnico: desplazamiento a la vivienda para cotejar la información. Comprueba siempre que se trata de una persona certificada para la emisión de certificados.
  • Estudio y análisis de los datos, así como los puntos de mejora y sus efectos
  • Entrega del certificado

Periodo de validez del certificado energético

El periodo de validez del certificado energético es de 10 años desde su fecha de emisión. Recuerda que es un documento obligatorio en la compra venta de piso y podrás exigirlo tanto a la inmobiliaria o al particular antes de formalizar la venta.

¿No sabes cómo solicitar tu certificado energético? Pregunta en cualquiera de nuestras oficinas y te informamos al respecto sin compromiso alguno.